sábado, 7 de noviembre de 2009

Presentación


LA DEFENSA DE LA FE

Siempre ha sido un deber de todo católico el estudio de la Religión. Pero en los tiempos que vivimos no basta un conocimiento superficial, sino que es necesario poseer convicciones profundas que nos permitan conservar intacta la Fe y nos dispongan a defender la doctrina contra los sofismas de los incrédulos y también, lamentable es decirlo, de los creyentes.

Tenemos la obligación de dar razón de nuestra Fe. Es necesario recurrir a la Apologética, es decir, a la defensa racional de la Fe, a la ciencia que establece con certeza los fundamentos de la Fe, demostrando que nuestra religión no es irracional, absurda, contradictoria, al mismo tiempo que establece que aceptarla es razonable.

miércoles, 21 de octubre de 2009

LA DEFENSA DE LA FE